Sigue con la Pipa caliente

Benedetto la metió también en la práctica posterior a la gloriosa noche de Copa que tuvo contra Palmeiras. Jugó para el equipo que no usó pechera, por delante de Zárate y a la izquierda de Villa. Salvo por Mauro, los que fueron titulares el miércoles hicieron trabajos regenerativos en el gimnasio.

A los dos goles que le metió el miércoles a Palmeiras hay que sumarle el que hizo este jueves en el entrenamiento posterior a su gran noche copera. A Darío Benedetto se le abrió el arco y en la práctica dictó sentencia: está para jugar contra Gimnasia y también el partido de vuelta vs. Palmeiras.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.